El autoconsumo energético con venta de excedentes

El autoconsumo energético es la competencia verde del consumo tradicional. El auge de la conciencia ambientalista en los ciudadanos españoles hace de la alternativa del autoconsumo una opción muy tentadora. Pero no solo se alegrará el planeta sino también tu economía doméstica: el autoconsumo es comparativamente notablemente más barato que las formas convencionales de consumo.

Para entender esta marea verde que avanza hacia la sostenibilidad del desarrollo energético, debemos adentrarnos en los pormenores del mundo del autoconsumo energético. Como veremos en apartados posteriores, el autoconsumo con venta de excedentes es una de las modalidades posibles de autoconsumo en la que la instalación de un dispositivo generador de energía puede inyectar sus excedentes a la red de distribución y transporte. La normativa vigente en España ampara legalmente el autoconsumo con venta de excedentes. Esta es entonces una oportunidad nada despreciable de aumentar los ingresos del hogar.

autoconsumo venta excedente, fotovoltaico, electricidad, energía solar, autoconsumo

¿Qué es el autoconsumo de energía? Las tentadoras ventajas de este tipo de consumo

El autoconsumo podría definirse como la utilización de una instalación que genera energía para abastecer el consumo propio.

El autoconsumo es amigable con el medio ambiente. Además, permite la independencia energética al tiempo que resulta menos costoso que el tipo de consumo tradicional. Otra de las ventajas de la transición energética es la reducción de la emisión de gases nocivos para la atmósfera. Este cambio en la forma de proveerse de energía resulta más efectivo si es acompañada con acciones cotidianas de ahorro energético, como el aprovechamiento de las horas de luz natural.

Las modalidades del autoconsumo: cada situación, una solución

El autoconsumo puede dividirse, en principio, en dos grandes grupos: El autoconsumo individual y el compartido o colectivo.

El autoconsumo individual supone la presencia de un solo consumidor con un solo dispositivo propio generador de energía.

El autoconsumo colectivo, en cambio, asocia un grupo de consumidores a través de una red interconectada con el fin de aprovechar los beneficios de las economías de escala. Un ejemplo de este tipo de consumo podría ser el autoconsumo de un edificio. Lo más común es que en estos casos el autoconsumo colectivo esté ligado a abastecer de energía los espacios compartidos por todos los habitantes de la propiedad horizontal.

A su vez, el autoconsumo puede distinguirse entre autoconsumo sin reventa, por un lado, y autoconsumo con venta de excedentes, por el otro. En el primero de los casos existe simplemente la figura del consumidor, mientras que en la segunda modalidad de consumo aparecen en el escenario dos figuras: la del consumidor (quien recibe la energía vendida) y la del productor (quien inyecta el excedente en la red).

¿Qué dice el gobierno con respecto al autoconsumo y las energías renovables?

La legislación dentro de la cual se enmarca esta forma de consumo y aboga por la transición energética es el Real Decreto-ley 15/2018, cuyos avances fundamentales son el reconocimiento del derecho de autoconsumo compartido, la eximición de cargos o peajes que pudieran ser aplicables al autoconsumo y la simplificación de los trámites burocráticos y técnicos, sobre todo a la hora de registrar e inscribir las instalaciones de poco voltaje.

Inversión en energías renovables: ¿Cuánto se gasta en el futuro del planeta?

Solo para poner un ejemplo de la importancia que se le está otorgando actualmente a esta temática, es importante considerar la partida presupuestaria asignada al mejoramiento de la eficiencia energética por parte Consejería de Fomento y Medio Ambiente, a través de la Sociedad Pública de Infraestructuras y Medio Ambiente de Castilla y León para el período 2014- 2018. Esta prima es de 70,6 millones de euros, los cuales serán invertidos en la renovación del alumbrado público con el objetivo de que el ahorro de los ayuntamientos se haga sentir también, como consecuencia, en el bolsillo de los ciudadanos.

Energía fotovoltaica: una alternativa energética sostenible

La energía fotovoltaica es un tipo de energía solar. Existen energías solares llamadas activas y otras denominadas pasivas, clasificación que tiene como criterio de distinción la forma en que se consigue la energía del sol.

Las energías solares activas (dentro de las cuales se encuentra la energía fotovoltaica) son aquellas que captan, almacenan y utilizan la energía solar a través de sistemas mecánicos.

La energía fotovoltaica, entonces, es una forma específica de energía solar que aprovecha la incidencia de la radiación solar para producir calor o electricidad.

Quiero sumarme al autoconsumo de energía fotovoltaica. ¿Qué debo hacer?

Si quieres sumarte al autoconsumo de energía fotovoltaica puedes adquirir en el mercado un kit para su instalación. El principal e irremplazable elemento de este equipamiento son los módulos solares. Este equipamiento, una vez instalado, te permite comenzar a ahorrar dinero de inmediato, a la vez que aportas al desarrollo sostenible del planeta.

Por otro lado, si además quieres controlar de forma individual el funcionamiento de cada panel y asegurarte que estés aprovechando la radiación solar al máximo posible, puedes añadirle a tu kit un optimizador.

Como casi todos los productos que se ofrecen en el mercado, hay kits solares de autoconsumo distintos para diferentes preferencias y necesidades. Podemos destacar dos grandes grupos: los kits no conectados a la red y los que sí lo están. Los que se encuentran en el primer grupo requieren de baterías incluidas, además de los ya mencionados paneles.

Saber cómo consumir energía: la clave del futuro

Las reglas del mundo del consumo han cambiado. El consumo inteligente de energía forma parte de las agendas de las asociaciones ambientalistas y de los distintos gobiernos. Ya ningún actor de la escena pública puede hacer oídos sordos a las consecuencias negativas de las formas de consumo tradicionales. Esta ola de cambios horadó fuerte también en las conciencias individuales de los ciudadanos de todo el mundo. Aprovechar la energía solar parece una de las respuestas posibles a estas inquietudes compartidas. Como se pudo ver en los apartados anteriores, el consumo verde (o eco-friendly) de energías comprende numerosas opciones y es ya una realidad tangible en muchos países y está marcando tendencia, cada vez mas comercializadoras ofrecen tarifas verdes. Puede obtener más información sobre el tema a través de este sitio o leer nuestra opinión sobre el autoconsumo solar.

Aprende más en el vídeo:

Contacto


ENVIAR
Para contactarnos envianos un email.